12 marzo, 2018
Compartir

Un gato sordo será el ‘Pulpo Paul’ de Rusia 2018

Se encargará de dar los pronósticos de los partidos
 SFM/Staff

Rusia 2018 ya tiene a su “Pulpo Paul”. Se trata de Aquiles, un gato blanco y sordo que vive en el Museo del Hermitage de San Petesburgo.

Aquiles fue elegido el lunes como pronosticador oficial de la Copa del Mundo.

“Celebraremos una conferencia de prensa especial y Aquiles tendrá un  pase oficial de aficionado”, indicó la jefa de prensa del museo, Mary Khaltunen,a la agencia R-Sport.

A raíz del Pulpo Paul, que predijo los resultados de Alemania en Sudáfrica 2010, las mascotas se han convertido en un clásico en diversos torneos.

Aquiles pesa 4.7 kilos y harpa sus predicciones entre dos platos de comida donde estarán las banderas de los equipos que se enfrantarán. 

“Es sordo de nacimiento, lo que explica su nivel de intuición”, comentó.

En la Copa Confederaciones, Aquiles compartió su labor con una osa polar, pero no tuvo la fama del Pulpo Paul.

Una vez que termine el mundial, Aquiles se dedicará a visitar hospitales donde se encuentren menores en enfermedad terminal.