El PRI y “su caballada flaca”
3 Marzo, 2017
Compartir

El PRI y “su caballada flaca”

  • En Nuevo Laredo, está crítica la situación por falta de figuras que pudieran ser competitivas.
  • A nivel nacional, sigue el avance de López Obrador y su partido.

El Partido Revolucionario Institucional en Nuevo Laredo, refleja lo que está pasando a nivel Tamaulipas y hasta a nivel nacional, no tiene figuras competitivas para las elecciones generales del año 2018.

En primer lugar, tiene un hándicap en contra, luego de la debacle del año 2016 y su nula capacidad de respuesta para fortalecer su presencia e impulsar a figuras que podrían ser los candidatos tricolores a los diversos cargos en la inminente disputa político electoral.

No hay que olvidar que después de los desastrosos resultados electorales el año pasado, por vergüenza, el presidente del Comité Ejecutivo Nacional del PRI, Manlio Fabio Beltrones, renunció y llegó al liderazgo Enrique Ochoa Reza, con un halo de grandes expectativas, que al paso de los meses, se fue reduciendo a cero.

Y no es por intrigar, pero Ochoa y toda su camarilla, parece que le importa un bledo la dirigencia tamaulipeca, porque ni tan siquiera ha designado a un delegado del CEN para que organice aunque sea a paso de tortuga, el relevo urgente que requieren el Comité Directivo Estatal y los municipales.

Porque en esas posiciones, el tiempo se detuvo y actúan como si vinieran de haber ganado la gubernatura y los municipios más importantes de Tamaulipas, siendo que el PAN tiene la batuta del Gobierno del Estado, la mayoría absoluta en el Congreso de Tamaulipas y gobierna importantes alcaldías.

Pero focalizándonos en Nuevo Laredo, tenemos que aun cuando en el Partido Acción Nacional, hay una guerra interna que aunque se trate de ocultar, como en los pleitos de mulas, sólo las patadas se oyen, al menos ya renovaron su dirigencia municipal, pero antes, ya habían puesto orden y reemplazaron la dirigencia estatal, en el PRI, las cosas están para llorar.

Si usted me pregunta, ¿Cuáles son las cartas fuertes que tiene el tricolor para mandarlos como abanderados en las elecciones del año 2018? Nos alcanzan con los dedos de las manos y nos damos cuenta de que la caballada está demasiado flaca, como decía el cacique de guerrero, Rubén Figueroa.

Se insiste que la diputada federal, Yahleel Abdala Carmona, es una de las figuras que por venir de una elección donde ganó, muy apretada, pero a final

 

de cuentas es un triunfo, se posiciona como uno de los activos del PRI.

También se menciona el nombre de Ramiro Ramos Salinas, por haber tenido la Coordinación Política del Congreso y haber sido integrado como Subsecretario del CEN del PRI, aunque más que seguidores, ha construido muchos enemigos dentro de su mismo partido.

Otro de los que quieren leche quemada, es el dirigente de los electricistas y expresidente municipal de Nuevo Laredo, Daniel Peña Treviño, quien se ha convertido en un crítico de su mismo partido y su movilidad es innegable, señal inequívoca de que quiere tomar un liderazgo de lo que queda del PRI.

Al llegar a ese punto, podríamos también incluir como un activo tricolor a la Agente Aduanal, exregidora y exdiputada local, Rosa María Alvarado, quien con bajo perfil, pero con grandes resultados, sigue picando piedra, gastando dinero de su propia bolsa.

Fuera de los antes mencionados, se abriría la puerta para jugar con otros expresidentes, como lo son Horacio Garza Garza, Ramón Garza Barrios y José Manuel Suárez López, porque el PRI, no ha sido capaz ir formando nuevos cuadros, con rostros jóvenes y oxigenados que pudieran tomar la estafeta en una competencia político electoral cada día más complicada.

En el Partido Acción Nacional, aun cuando detenta la gubernatura, de Nuevo Laredo tiene 3 diputados locales y el presidente municipal, 2 síndicos y 14 regidores, tampoco la lleva muy fácil que diremos, porque las elecciones generales, tendrá una alta dosis de influencia nacional, por lo que también requiere que se haga un análisis de las figuras que tiene como arsenal, el cual se ve muy pobre.

A nivel nacional, sigue el avance de López Obrador y su partido

Ya que tocamos el tema nacional, diremos que en las últimas mediciones realizadas por empresas encuestadoras, unas con cierto prestigio y otras marca patito, diremos que sigue a la vanguardia, como indiscutible enemigo a vencer, al líder nacional del Partido Movimiento de Regeneración Nacional, Andrés Manuel López Obrador.

En todos los escenarios, donde se manejan solo los partidos políticos sin candidatos, hasta los nombres y apellidos, solo permanece como puntero AMLO, mientras que en los partidos más fuertes, como Acción Nacional, Partido Revolucionario Institucional y el Partido de la Revolución Democrática, los nombres cambian, pero existe una constante, son vencidos unos con más o menor margen por el lidere morenista.

Esto nos indica que de seguir así las cosas, se le está pavimentando el camino a López Obrador, para llegar a la Presidencia de la República, debido a que el PAN tiene serios conflictos de intereses hacia el interior, que los siguen debilitando, ya que cada quien defiende sus parcelas de poder, como lo es Margarita Zavala, Ricardo Anaya y Rafael Moreno Valle, que han levantado la mano para ser tomados en cuenta como candidatos a la grande.

En el PRI, solo dos personajes aparecen, pero siempre en el tercer sitio, como lo son el actual secretario de gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, Luis Videgaray y Manlio Fabio Beltrones. Esto indica que de no unirse de hecho o de derecho, el PAN y el PRI en contra para hacerle manita de puerco, López Obrador a un poco más de un año de las elecciones para disputarse la Presidencia de la República, sigue ganando batallas antes de ser nominado y agotar la campaña constitucional.

Por hoy fue todo, para cualquier aportación de ideas, aclaración o dudas, dirigirse al correo electrónico librealbedrio57@gmail.com